Las redes sociales al servicio del atentado de Boston

boston

Las herramientas a disposición de las redes sociales han sido usadas tanto con buenos fines, como con fines un poco más oscuros tras los terroríficos atentados en la maratón de Boston.

Algunos usuarios de redes como Facebook y Twitter presentes en la masacre pudieron reportar en primera persona lo que realmente estaba pasando, sin necesidad de pasar el filtro de los grandes medios, pero muchos otros sacaban sus propias concluisones en distintas plataformas, creando una confusión injustificada entre el gran público.

Por ejemplo, una buena iniciativa que se creó a través de Google Docs, fue el siguiente formulario, http://bit.ly/ZwDLxW destinado a ofrecer casa a los afectados. Por otro lado, Google también creó una página exclusivamente para que los afectados pudieran encontrar a personas mediante sus teléfonos móviles, (Adjuntamos link de la página aunque ya no está activa, de todos modos, aún se puede leer el mensaje http://bit.ly/17f9Gra), tal y como ya hizo en los terremotos acontecidos en Japón.

Pero en contraposición con las buenas intenciones, algunos espabilados intentaron aprovechar la coyuntura del desastre, y de este modo, Twitter tuvo que cerrar varias cuentas, como @_BostonMarathon, quienes prometían donar 1$ por cada retweet recibido. Y no parecen los únicos, ya que se han registrado en los últimos días más de 100 dominios con nombres relacionados con la masacre del maratón de Boston.

Expertos en redes sociales aseguran que Internet fue crucial para identificar a los autores de la masacre.

Aprovechando que la red está llena de fotos y videos al respecto, YouTube creó un canal especifico: http://bit.ly/XNz4FC para intentar esclarecer los hechos, donde los usuarios incluían videos de algunos de los presentes y así las autoridades mediante un exhaustivo examen de las mismas pudiera identificar a los autores. Las fuerzas del orden americanas se afanaron revisando cientos de videos hasta identificar a los responsables de los atentados.

Finalmente, tanto material difundido gracias a las redes sociales dió sus frutos, y los autores de los hechos han sido puestos a disposición judicial. Y es que una vez más, hemos visto que las redes sociales, pese a recibir palos desde todos los sectores, también pueden ayudar a la sociedad.

Compartir

Compartir

Compartir